CONCEPTO DE TÁCITA RECONDUCCIÓN EN LOS ARRENDAMIENTOS

GENERACIÓN DE UN NUEVO CONTRATO

La tácita reconducción en el alquiler o arrendamiento de vivienda o local genera un nuevo contrato con las mismas características que el que termina excepto, en lo que respecta a la duración.

REGULACIÓN

La tácita reconducción es una figura recogida en el artículo 1566 del Código Civil. Por lo tanto no se regula en la LAU. Es aplicable a la LAU cuando este artículo actúa de manera supletoria es decir cuando la LAU no dice nada al respecto del caso.

 

CONSISTENCIA

La tácita reconducción consiste en el nacimiento de un nuevo contrato de arrendamiento de inmueble una vez que ha concluido el contrato de arrendamiento vigente.

 

REQUISITOS PARA QUE SE PRODUZCA

En concreto, tal y como establece el art. 1566 CC, han de darse dos requisitos para que cuando termine el contrato vigente se genere uno nuevo:

1. Que al terminar el contrato de arrendamiento vigente el arrendador no realice comunicación alguna al inquilino anunciándole la finalización del contrato y su deseo de no continuar con la relación arrendaticia.

2. Que además de lo anterior, el inquilino continúe disfrutando un mínimo de quince días del inmueble arrendado.

 

DURACIÓN DEL NUEVO CONTRATO

La dúración del nuevo contrato se establece en el art. 1581 del Código Civil:

– Un año si en el contrato primitivo se fija el alquiler de forma anual.

– Un mes si en el cotrato primitivo se fija el alquiler de forma mensual.

– Un día si en el contrato primitivo se fijó el alquiler de forma diaria.

 

EXCEPCIÓN

Existe una regla especial para los contratos de arrendamiento celebrados entre el 1 de enero de 1985 y el 31 de diciembre de 1994.

En estos casos la tácita reconducción será por tres años (solo para viviendas , pues nada dice para los locales).

 

PRODUCCIÓN DE UN NUEVO CONTRATO

A pesar de tratarse de un contrato casi igual que el que termina no es una prórroga del contrato primitivo sino un nuevo contrato.

 

APLICACIÓN

La tácita reconducción aparece regulada como hemos visto en el Código Civil. Sin embargo es aplicable a los contratos de arrendamientos urbanos (ya sean contratos de vivienda o de local de negocio).

 

Fuentes:

www.abogadosparatodos.net

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Close

Categorías

febrero 2019
L M X J V S D
« Dic    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728